Tecnología

YotaPhone: un smartphone con dos pantallas

yotaphone

La compañía rusa Yota, está llevando a cabo el desarrollo de su primer teléfono inteligente (smartphone) denominado YotaPhone, el cual dispondrá de dos pantallas, una de tipo LCD y otra de tipo e-Ink (tinta electrónica), con el propósito de mejorar el consumo de la batería de los actuales smartphones además de la adición de nuevas posibilidades, ofreciendo una experiencia al usuario completamente diferente.

Es evidente que en el mundo de la tecnología, el que no corre vuela, y las mejoras evolucionan a velocidad de vértigo, es decir, hoy te compras un smartphone y al cabo de 6 meses ya sale otro de mejores prestaciones. Los fabricantes buscan nuevas formas de mejorar la experiencia de los consumidores y de sorprenderles. Conseguir dar respuesta a las necesidades de los clientes también es fundamental y es otra vía de desarrollo para estas empresas.

Yota es una compañía especializada en routers y modems, que ha decidido dar el salto al mundo de la telefonía móvil. La compañía ha analizado el mercado y ha decidido desarrollar un terminal que innove y que a la vez responda a una de las peticiones básicas de los usuarios: mejorar la batería. En lugar de apostar por una batería de mayor tamaño, Yota ha pensado en un sistema que permita ahorra energía.

Dentro del consumo de batería de los dispositivos móviles, la pantalla suele ser el elemento de mayor consumo. Los usuarios quieren pantallas de gran tamaño y mucha definición, lo que hace que la batería sufra más. Yota ha buscado una manera de diseñar un dispositivo que incorpore un tamaño de pantalla grande y que al mismo tiempo ahorre energía. El resultado es un terminal que contará con dos pantallas en lugar de una.

El secreto está en la tecnología de cada una de esas pantallas. La principal contará con tecnología LCD y la secundaria, del mismo tamaño, será de tinta electrónica, una tecnología que requiere mucho menos consumo y que puede dar una gran autonomía. El dispositivo en cuestión, es de 4,3 pulgadas, con tecnología Gorilla Glass para la protección de ambas superficies.

Por un lado del terminal se puede disfrutar de la pantalla LCD, que tendría una resolución de 1.280×720 y 340ppp (píxeles por pulgada). Se trata de una pantalla al nivel de algunos de los dispositivos más actuales. En la parte posterior del dispositivo se sitúa la pantalla con tinta electrónica, tecnología utilizada en libros digitales que permite una autonomía mucho más duradera.

El objetivo es que los usuarios escojan entre ambas pantallas según su actividad y las necesidades de autonomía que precisen. De esa manera, para ver vídeos, por ejemplo, se usaría la pantalla LCD, mientras que para usar servicios como Twitter podría ser suficiente la de tinta electrónica.

Otras características que tendría el terminal de Yota son un procesador Snapdragon de 1,5 Ghz dual core, conexión LTE, una cámara de 12 megapíxeles y una batería de 2100mAh. El dispositivo integrará Android 4.2 como sistema operativo y lleva dos años en desarrollo, según la propia Yota. Al parecer, todavía quedan meses de trabajo, en los que se buscará implementar funciones que permitan a los usuarios trabajar con ambas pantallas de forma eficiente.

Yoto acudirá al Mobile World Congress de Barcelona para presentar este nuevo teléfono, que puede ser una solución a las demandas de autonomía de parte del mercado. Se trata de un enfoque innovador para tratar uno de los grandes problemas de la movilidad actual.

Vía: YotaPhone